5 Claves para sobrevivir al posparto

        El posparto es una etapa de la maternidad bastante desconocida y, en muchas ocasiones, no resulta como se espera o como nos la venden. Es una época de cambios, de luces y sombras, de risas y llantos, de no dormir, de discusiones, de sentimientos encontrados, de culpa y un larguísimo etcétera.

         Nos preparamos durante 9 meses para el parto, realizamos numerosas actividades como pilates, yoga, matronatación, asistimos a cursos de preparación, visitas con la matrona, el ginecólogo, etc., pero ¿Qué pasa después del parto?

¿Porque es una etapa difícil?

         Después del parto, comienza, posiblemente, la época de mas cambios que una familia puede experimentar. Llegamos a casa con una persona totalmente desconocida. Lo normal es pasar malas noches sin dormir, tener que soportar visitas, opiniones sobre tu bebé que hacen que te cuestiones todo aquellos que estas haciendo, dolor e incomodidad de puntos y cicatrices, problemas con la lactancia, cansancio extremo, discusiones con la pareja que no nos comprende, cambios de humor, etc.

         Por todo ello, el posparto que, por lo general se vende como un momento maravilloso en el que estas con tu bebé después de 9 meses, se convierte en el peor mes de tu vida, donde te cuestionas si eres buena madre, si estas preparada para ello, te sientes culpable por sentimientos que tienes hacia tu bebe, etc.

         Lo primero y mas importante que debes saber es que esta etapa pasa y generalmente suele durar entre 6 y 8 semanas. Después de este tiempo, todo se regula y se normaliza, conocemos al bebé y este nos conoce, nos adaptamos a sus ritmos, sabemos lo que le gusta y se ve la luz al final del túnel, por así decirlo. De todos modos:

5 claves importantes para sobrevivir a la cuarentena

Cuídate para poder cuidar.-

        Es importante que tengas presentes que una mama que no se cuida, difícilmente va a poder cuidar a su bebé. Lo mas importante que necesita una mamá en la cuarentena es comer y descansar. Intenta dormir todo lo que puedas, para ello debes dormir cuando lo haga el bebé, sin importar la hora del día. Si el bebé duerme a las 11 de la mañana, a esa hora debes acostarse con él. El segundo punto es la comida. Almacena comida en los meses finales de embarazo y pide a las visitas que vengan que traigan comida. Los “tupper” son una buena herramienta para el día a día. En alguna ocasión he hablado con mamás que me comentaban que se les había olvidado comer debido a la atención que requería el bebé. Esto no debe ocurrir porque si la mamá esta mal, el bebé también.

Cuidado con las visitas

          Un aspecto importante en el que muchas mujeres coinciden es en la cantidad de visitas que soportan. Aunque la familia y amigos estén deseando venir a verte y conocer al bebé, hay que hacer que comprendan que estas en una situación vulnerable en la que no te apetece recibir a nadie.  En el caso de que las visitas sean inevitables o te apetezca recibirlas, podemos hacer las siguientes recomendaciones:

  • Corta duración. Visitas en torno a los 30 minutos.
  • Proponer un horario de visitas igual que en el hospital. Incluso pedir cita previa.
  • Hacer encargos. La visita puede traer la compra, realizar los mandados diarios o ayudar en las tareas de casa.

Vigila la relación de pareja

         El nuevo miembro familiar se lleva todas las atenciones y cuidados. La consecuencia es que pasan los días y poco a poco cada vez se habla menos o solo del bebé, las muestras de cariño son cada vez menor y el rol de esposa, marido, amante se sustituye por el de madre y padre. Os propongo tres actividades diarias que no te llevarán mas de 5 minutos y hará que volváis a conectar:

  1. Durante un minuto permaneced sentados uno frente al otro mirándoos a los ojos.
  2. Durante un minuto permaneced abrazados, solo abrazados.
  3. Bailad una canción lenta o rápida, lo que mas os guste en el momento.

Busca apoyo, pide ayuda

         Tanto si ves que la situación te sobrepasa como si no, es de vital importancia que tengas una red de apoyo donde te relaciones con otras mamás que están pasando por tu misma situación Si necesitas ayuda, acude a tu familia, amigos o grupos de posparto. Nosotros tenemos un grupo de posparto llamado “No solo Teta”. Todas las semanas nos reunimos durante dos horas para realizar distintas actividades con las mamas y los bebés, ejercicios de recuperación, yoga con bebés, compartir experiencias, preguntar dudas, etc. todo lo que necesites.

Cree en ti misma

          Por mucho que te diga la gente, la que mejor conoce a tu bebé eres tu. Se segura en tus decisiones y solicita información o resuelve las dudas cuando te surjan. Es normal tener dudas y sentimientos de culpa pero eres una buena madre y una luchadora, no dejes que nadie te diga lo contrario ni lo pienses de ti misma. Solo tu sabes por lo que estas pasando. Si quieres lactancia, lucha por la teta, si quieres biberón, dale biberón, si quieres coge al bebé en tus brazos todo el tiempo o déjalo en el carro, duerme con él en tu cama o ponlo en su cuna, etc. etc. etc. Aquello que decidas siempre será pensando en que es lo mejor para él.

         Si tienes dudas o quieres información sobre nuestros grupos de preparación al parto o nuestro grupo de posparto “No Solo Teta”, solo tienes que solicitarlo: Julio Lebrón – Tu otro Matrón. 678315500. juliofild@hotmail.com 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: